martes, 6 de junio de 2017

MI FISCAL


Dolores Delgado, la fiscal jefa contra el terrorismo yihadista en España. Anoche la entrevistaban en El Intermedio y me dio una sensación nítida de solvencia, honestidad y fuerza. Ha estado en todos los fregados importantes contra el narcotráfico, contra los dictadores argentinos, contra el propio Gadafi... Y es amiga a muerte de Baltasar Garzón. Ahora pelea con pocos medios contra un monstruo sangriento, desquiciado y de mil cabezas, pero le miras los ojos y esa sonrisa que todavía le viene de la adolescencia... y como que no podrán con ella. Que si Dolores anda escrutando papelajos y organizando la defensa podemos confiar en que hay alguien de verdad en la garita de centinela, alguien de los nuestros... Leyendo en entrevistas y perfiles me hizo gracia su expresión de ir "todo el día como un ventilador" cuando tenía que compaginar su curro y su casa con dos niños (y un marido probablemente andaluz, porque a ella, aunque madrileña, se le ha pegado un acentillo sureño gracioso). Y ahora la anécdota: A uno de sus hijos le llamaron la atención en el colegio porque su madre no acudía a las reuniones de padres para la cosa de la primera comunión. El crío, inocentemente, respondió que su madre no podía ir a las reuniones porque estaba muy liada con las drogas, los policías y los abogados... Mi fiscal.

4 comentarios:

  1. La estuve escuchando y a mi también me pareció una mujer muy honesta y llena de clarividencia...

    Mi beso mañanero, Señor Lowon.

    ResponderEliminar
  2. La anécdota divertidísima...la que se puede liar con las palabras...

    ResponderEliminar