viernes, 30 de septiembre de 2011

SANTI RODRÍGUEZ



Me dice el médico: "Santi, por favor. Solo diez cigarros al día...". ¿Diez? Yo no fumaba, pero le eché huevos...

jueves, 29 de septiembre de 2011

UNA INVOLUCIÓN PATROCINADA

Yo he tenido suerte. A mi cuñado le patrocina la peste el Banco de Santander,

que es como tenerla dos veces...

miércoles, 28 de septiembre de 2011

DE AQUÍ A UNOS AÑOS, TODOS HUMANISTAS

Vosotros no sabéis lo que son recortes...

PARECIDOS RAZONABLES



Arriba, Síndrome, de Los Increíbles. Abajo, Fonsi, síndrome de los Nieto... Hijos los dos del rencor, el resentimiento y los falsos superpoderes... ¡El daño que sigue haciéndonos Lombroso a todos los aficionados a la taxonomía! Ayer también se nos ocurrió otro parecido... "sindromático": la hija de Aznar y Ana Belén, especulares las dos, ambas reas de una dentición superconvexa, ambas casadas con poetas. No ilustro el parecido: prefiero que sus fantasmas paralelos se revelen en vuestras retinas tintados de prejuicios como melones.

martes, 27 de septiembre de 2011

PEPE VIYUELA

No hay otro cómico en España tan eficaz en el humor físico y la pantomima como Pepe Viyuela. El mejor payaso con diferencia y, a pesar de eso, una bellísima persona. ¿A pesar de eso? Qué leche, la tradición de payasos siniestros en España es larga, familiar, y perdura... Afortunadamente Pepe ha conseguido mantenerse al margen (incluso en su papel de Chema, en Aída). Va un link raro de sus tiempos en "Un, dos, tres...". Quitando el final teatrero y fácil (Chicho siempre ha sido el San Pancracio de la Casa de la Pradera, con el dedito pinchado en un cleenex, en lugar de darle sombra al perejil), Pepe aquí tiene momentos de verdadera irrisión. Pueden ustedes saltarse al presentador, diputado en cortes del diecinueve. Por cierto, que el retrato se le da un aire a Miguel Sebastián, el del PSOE, el humorista de las bombillas... (en este enlace también lo vemos de un virtuosismo pasmoso).




ALARGAFIESTAS (2)



En la aureola semántica de "alargafiestas" también hay otro calificativo fascinante: "Cierrabares". Obviando el femenino anisado, qué apañao' es el castellano.

lunes, 26 de septiembre de 2011

EUGENIO

Eugeni Jofra Bafalluy, EUGENIO, el humor y la palabra.


La señora a su marido: Cariño, ¿qué es lo que más te gusta de mí? ¿Mi bello rostro, mi cuerpo escultural o mi sobrada inteligencia? El marido le responde: Tu sentido del humor, nena."



El marido a su señora: Hoy te has superado, cariño. Sólo tres cuartos de hora al teléfono. ¿Con quién hablabas? La señora le responde: Se habían equivocado.


Llaman a los escolapios: Oiga, que hoy mi hijo no vendrá al colegio porque está en la cama con anginas. El director contesta. Ah, muy bien. ¿Con quién tengo el gusto de hablar? Del otro lado responden: Con mi padre.


Un amigo a otro: ¿No vienes a la fiesta? El amigo responde: No puedo, que tengo a la mujer embarazada de días. El amigo insiste: Coño, que venga el Díaz también.


Un tipo a otro: Pues yo veraneo en Baden-Baden ¿y usted? El otro le responde: Yo en Vilanova la Geltrú-Vilanova la Geltrú.


Dos hablando en un balneario: ¿Sabe usted si este balneario es bueno para el reúma? El otro le contesta: Buenísimo, yo lo cogí aquí.


Y cómo no, el chiste del eclipse.

Eugenio murió de un infarto hace poco más de diez años. De este blog, él hace la entrada 2.000.

domingo, 25 de septiembre de 2011

LOS ALARGAFIESTAS




Uno de los insultos más definitorios y poéticos en castellano es "alargafiestas". El canto de cisne del pesao' dando saltitos entre sus sufridores, la definición última y casi tierna del pesao'-pesao'. El alargafiestas, a fuer de que la vida siga brillando, y no gracias a él, lame el exterior de la ponchera cuando "hasta los camareros han bebido" y todos se marchan. Por lo de que se ha terminado el verano y me resisto, la chica de arriba.

sábado, 24 de septiembre de 2011

REDACCIÓN: EL OTOÑO

Redacción el otoño a mí el otoño me da igual. La hermana chica de mi primo Antonio lo llama lo mismo, Otoño, y a él tampoco le importa. Si a la Naturaleza le da una bajón, para qué tenemos la Play. Pero quid pro quo, Clarisse, y para subir nota, afirmaré que en otoño los viejos van más amarillos y los que vinieron de la playa y las hojas. Yo no sé por qué dicen que los chinos son amarillos, si no son amarillos por lo menos en mi barrio. El color de un chino es el del resplandor de un fluorescente rebotando en un mostrador de formica blanca. A eso le pones un flequillo y tienes un chino. Y ya ves tú lo que le afecta a un chino el otoño, si los del sol poniente son los japoneses y, además, los chinos cierran cuando les da la gana. Por hacerle caso a mi padre, que es un poeta autodidacta, diré item más que una siesta en otoño es un ectoplasma de la muerte, siempre y cuando la de la siesta no sea una fan de la saudade (yo pongo lo que dice mi padre) y esté por la labor de enmorriñarse contigo. Y que ya la saudade sin dinero es un fiestorro, tanto más en otoño, señorita. Y que si el año fuera una fruta, la parte del otoño es lo que vira y esconde el frutero si quiere vender algo. Autodidacta, como le dije.

viernes, 23 de septiembre de 2011

jueves, 22 de septiembre de 2011

DANE COOK

Un descubrimiento reciente. Dane Cook, americanísimo (del medio norte, entre Canadá y México), vitriólico, espasmódico, histriónico, cáustico... Y con un sentido del humor, digamos, "actualizado". Él es el show, en pantalla humana gigante. ¿Existe un naturalismo, un costumbrismo estadounidense? A la manera de un Zola, un Larra... Sí, hombre, un Larra de las hamburguesas, las entradas con forzamiento (genial), los cines... No hay nada (o casi nada) de sus espectáculos pasado a texto. Aporto lo de abajo, en transcripción libre:


"Un tipo estornuda ruidosamente a mi lado. Horriblemente a mi lado. Y no sólo eso, sino que me echa toda su saliva. Yo no sé qué decirle, pero le digo lo que dice todo el mundo: "Dios te bendiga". Tratando de ser cortés, "Dios te bendiga", pero en un tono que quiere decir exactamente: "Tápate tu puta nariz". ¿Y qué pasó? Pues que el tipo se vuelve hacia mí y me dice: "Bueno. Soy ateo". ¡Qué idiota! ¿No? Trato de ser gentil y cómo voy a saber que es ateo... Y aunque lo supiera, ¿qué se supone que se le debe decir a un ateo cuando estornuda...? ¿Cuando mueres no pasa nada? "

miércoles, 21 de septiembre de 2011

BILL HICKS

BILL HICKS


Politoxicómano, amargado, brutal. Su carrera fue arriba y abajo según la calidad de las drogas que pillaba o la tolerancia de los dueños de los garitos. En la televisión montó espectáculos patéticos. En la televisión montó espectáculos sublimes. La vida misma. Un tipo lúcido y gracioso envenenado por su propio cerebro. Probablemente fue un hombre insoportable, y no siempre fuera de los escenarios. Va una selección de sus perlitas de cianuro:


Nunca ves una historia de drogas que sea “positiva”. Siempre cuentan la misma historia con los ácidos. El LSD. Todos la habéis visto: "Hoy, un chico drogado con ácido... Pensó que podía volar... Saltó de un edificio... ¡Qué tragedia!" ¿Tragedia? ¡Qué estúpido! Es un idiota. Si pensó que podía volar, ¿por qué no despegó del suelo primero para comprobarlo? ¡No se ven gansos haciendo cola para subirse a un ascensor y volar al sur! Los gansos despegan del suelo. El tipo de antes era un idiota. Y está muerto. ¡Bien! ¿Perdimos un estúpido? Celebrémoslo. Hay un estúpido menos en el mundo.
¿No les gustaría ver una historia de LSD positiva en las noticias? ¿Para basar su decisión en información en vez de en tácticas de miedo y supersticiones? ¿Tal vez? ¿Acaso no sería interesante? ¿Solo una vez?
"Hoy un chico drogado con ácido se dio cuenta que toda la materia es simplemente energía condensada a una baja vibración, que somos todos una conciencia colectiva experimentándose a sí misma de manera subjetiva. No hay eso que llaman muerte: la vida es solo un sueño y somos la imaginación de nosotros mismos... Y ahora aquí está Tom con el clima."


Entonces llega el policía: “Diga el abecedario… al revés " Bueno, que vamos a hacerle, me has pillado... No estoy borracho, pero evidentemente soy demasiado estúpido para conducir. Mierda."


Ya han probado que si dejas de fumar, tu vida se prolonga… Lo que no han probado aún es que una vida prolongada sea algo bueno. No he visto las estadísticas de eso todavía.


Estaba en un taxi en Nueva York. El taxi tenía una señal que decía: "Por favor no fume, Cristo es nuestro invitado." Este tío no entendía nada. Me imaginé que si Cristo pudo soportar que lo clavaran en una cruz, unos Marlboro Light no le iban a joder mucho más...


¿Ven? Sé que alimentan alguna clase de fantasía de vida eterna porque han escogido no fumar… NO FUMAR. Déjenme ser el primero en reventar esa maldita burbuja y traerlos de vuelta a la realidad... Porque ustedes también están muertos. ¿Y saben lo que el médico va a decirles en ese momento? "¡Demonios, si hubieras fumado, tendríamos la tecnología para ayudarte!" ¡Son ustedes, la gente que se muere de nada, los que están jodidos!



Estaba caminando por el Central Park, y vi a un tipo mayor fumando. Nada hace más feliz a un fumador que ver a un viejo fumando. Este tío era un anciano, caminaba encorvado, sin dejar de echar humo... Y yo le digo, "¡Eh! ¡Eres mi héroe, tío! ¡Alguien fumando a tu edad, es grandioso!" Y él dice: "¿Mi edad? Tengo 28 años."


Les mostraré a los políticos en América. Aquí están, aquí mismo. "Creo que la marioneta de la derecha comparte mis creencias." "Creo que la marioneta de la izquierda es mas de mi gusto." "Eh, espera un momento… ¡Hay un tipo sosteniendo las dos marionetas!" "¡Cállate! Vuelve a la cama, América. El gobierno está al mando. Aquí está la “conexión del amor”. Miren esto y vuélvanse gordos y estúpidos. Por cierto, sigan bebiendo cerveza, partida de imbéciles."



Hay un nuevo grupo surgiendo: El grupo de las Personas Que Odian a las Personas. ¡Gente que odia a la gente, únanse! "¡No!" Estamos teniendo algunos problemas para reunirnos... ¡Ven a nuestra reunión! "¿Estarás allí?" Sí. "Entonces al carajo, el que no va a ir voy a ser yo." ¡Pero eres nuestro mejor miembro! "¡Jódete!" De eso es de lo que estoy hablando. "¡Imbécil! ¡Vete de aquí!" Maldición, CASI tuvimos una reunión. Es difícil reunir a mi gente.



¿Cuánto fuma usted, señor? Dos paquetes al día, ¿correcto? Marica… Yo fumo DOS ENCENDEDORES al día.



Sé que no es una idea muy popular. No la escuchan muy a menudo … Pero es la verdad. He ingerido drogas antes y … fue asombroso. Lo siento. Nunca maté a nadie, nunca violé a nadie, no robé a nadie, no perdí… un puto trabajo, me reí hasta los cojones, y seguí con mi vida... Lo siento. Ahora… ¿dónde está mi anuncio?



[Sobre New Kids on the Block, Rick Astley, George Michael, etcétera] La gente me dice, "Oh, Bill, déjalos en paz. Son tan buenos, y tan limpios, y son tan buena imagen para los niños." ¡Jódanse! ¿Desde cuándo la mediocridad y la banalidad se volvieron una Buena Imagen para los niños? ¡Yo quisiera que mis hijos escucharan gente que hacía rock & roll! ¡No me importa si murieron ahogados en su propio vómito! ¡Quiero a alguien que toque con su jodido corazón! "Mami, ese hombre… Bill me dijo que escuchara al que tiene una burbuja de sangre en la nariz." ¡CÁLLATE Y ESCÚCHALO TOCAR!


William Melvin Hicks (1961 – 1994) Cáncer de Páncreas. Descanse en paz.

martes, 20 de septiembre de 2011

TRICICLE (PACO MIR)



Tricicle son Paco Mir, Carles Sans y Joan Gràcia. Gestos, ruidos y muy pocas palabras articuladas. Justo lo que hacen los niños. En aeropuertos, gimnasios, islas desiertas, salas de espera, castillos del terror... Sus espectáculos consisten básicamente en ver a tres niños jugando a ser mayores o en tres mayores sacando a jugar a sus niños respectivos, sus dobles de ficción. Lo tuvieron claro desde el principio y así han seguido, por suerte. Puro juego, con la inocencia de los niños, con su retorcimiento, con su pureza, con su crueldad, con su mirada siempre recién estrenada... Y cientos de horas de ensayo para que no se le vean los hilos a la cometa. Cientos de cubetazos de agua fría de despertar a su inteligencia de adultos. Que no se jubilen nunca. Va un link con un sketchito suyo que cualquier guionista pedante de Globomedia (los globonitas) diría que pertenece a la categoría de... "salto de código", o similar. Escríbelo tú, gilipollas. A ver cuántos folios empleas en describir esas caras... Bah. De los tres, el que más gracia me hace es Paco Mir, luego Carles Sans y por último el homónimo. Otro retrato de humorista psicópata. Mola. Cojonudo para Terrific. Me voy a especializar en polaroids del lado oscuro de la... Gracia.

lunes, 19 de septiembre de 2011

PABLO CARBONELL


 Una delicia cuando trabajaba con Pedro Reyes. Qué buena su Mitología Griega 
en la Bola de Cristal (ignorad a Alaska, please).
 En los TOREROS MUERTOS inauguró el género del 
Bombero Torero musical (Mi Agüita Amarilla, p.e.) 
y en “Caiga Quien Caiga” hizo de la poca vergüenza 
una pieza insustituible en el formato 
(En Valladolid, a una chica: “¿Queda muy lejos de aquí el estadio… Zorrilla?”). 
Me gusta el retrato de psicópata tierno que me ha quedado, 
como si se acabara de sacar la foto con el móvil... 
No me resisto a poner la letra 
que le compuso a Raimundo Amador en un ratito de inspiración… oral. 
Les quedó una canción mítica. 
Un detector geiger de gilipollas, por demás.AY QUÉ GUSTITO PA’ MIS OREJAS
“Ay qué gustito pa’ mis orejas,
enterradito entre tus piernas,
y tú me dices ¡ay! Que te responda…
Yo todavía no te he escuchao’, ay, tu pregunta.
Ay, no te oigo bien, porque ando sumergido en tu miel.
Ay, qué bien
Ay qué gustito pa’ mis orejas,
enterradito entre tus piernas,
y tú me dices ¡ay! Que te responda,
Yo todavía no te he escuchao’, ay, tu pregunta.
Lo mas grande de esta noche que se hizo de día.
Si saliera el sol, a mí me verías.
Como un conejillo entre tus piernas,
bebiendo tu esencia, siguiendo tu senda…
Ay qué gustito pa’ mis orejas.
Ay como un conejillo entre tus piernas,
bebiendo tu esencia, siguiendo tu senda,
Ay qué gustito pa’ mis orejas.

Ay qué gustito pa’ mis orejas,enterradito entre tus piernas…
Si soy agua tú me llevas,
Si soy parra tú me dejas.
El horizonte es un muro
que me cabe entre las cejas,

que me cabe entre las cejas,
oy oy oy oy oy oy...
Y yo me alejo más del suelo”.

He trabajado con él y doy fe de que es un gran tipo. Salud, Pablito. Por el Barbadillo.

domingo, 18 de septiembre de 2011

EUROPA HA MUERTO






EUROPA HA MUERTO



Recuerdo cuando llegué aquí.
Sin rostro y sin enfermedad.
La cosas que solía hacer.
Allá en el campo de batalla.
No hay rusos en el Kremlin. ¡No!
No hay valses en Viena. ¡No! ¡No!
No hay bancos en Suiza. ¡No!
No hay ruinas en Grecia. ¡No! ¡No!
Europa ha muerto.
Europa ha muerto.
Yo enterré a Brigitte Bardot,
en un bosque de rosas muertas.
Luego me emborraché en París,
virgen de la Santa Resaca.
No hay muro en Berlín. ¡No!
No hay valses en Viena. ¡No! ¡No!
No hay bancos en Suiza. ¡No!
No hay Papa en Roma. ¡No! ¡No!
Europa ha muerto.
Europa ha muerto.
Me trajeron al hospital.
Algo en mi cabeza no funciona.
Yo era un soldado americano.
Ahora soy el último europeo.
No hay muro en Berlín. ¡No!
No hay valses en Viena. ¡No! ¡No!
No hay bancos en Suiza. ¡No!
No hay punkies en Londres. ¡No! ¡No!
Europa ha muerto.
Europa ha muerto.



Jorge Martínez – ILEGALES



"No hay ruinas en Grecia..." Y como no hay una sin dos, otra canción suya igualmente visionaria y desquiciada, por si no sabíamos que YA nos hemos cargado la educación en este puto país.



Yo soy quien espía los juegos de los niños…



Marce, no me dirás que no me ha salido auténtico el Jorge… Hala, lo imprimes en A3, papel fotográfico, y otra vez a lo de los coches ardiendo, que los parados se están divirtiendo…

sábado, 17 de septiembre de 2011

CUADERNO DE ROMA (y 22)




Y también nos trajimos arroz italiano, orégano, pimienta negra, laureles de Ostia, las botas destrozadas y, ya en Madrid, dos semanas sin interrupción soñando con una gigantesca plaza romana del siglo tropocientos en la que no me sentía ningún extraño y que no estaba, NO ESTABA por ninguna parte en la Roma que vimos. Con lo cual, científicamente, todos hemos sido romanos alguna vez. Y esto era todo el Cuaderno de Roma. Para otro tipo de punto, véase el Cuaderno de Lisboa pinchando el tag subyacente.

CUADERNO DE ROMA (21)

Todo el nivelazo de una capital con su sitio para mover a la familia las tardes de domingo. Primero los romanos, los clientes, visitantes y curiosos, y luego los trabajadores del centro comercial, o sea, los inmigrantes: las salerosas cajeras de Hispania, las sugerentes dependientas galas, las silenciosas limpiadoras nubias, los secos reponedores dacios (rumanos), los gilipollas camareros británicos que se niegan a aprender latín... Y todo en el siglo II antes de Cristo. Ah, Roma, Roma...

CUADERNO DE ROMA (20)

Con esto de revisitar el cuaderno, me doy cuenta de las muchas indignaciones "santas" que me he cogido en Roma. Que si el boato, la obscenidad, la maldad de los Papas... No me sabía yo tan moralista. ¡Déjalos a los chavales en su ser! ¿Qué te importa a ti lo que hagan los hijos de puta, si son felices? ¿Y qué, si los cristianos son así de pupas y pesimistas y están siempre llorando y penando y suspirando, ay, señor, llévame pronto? Peor eres tú, que te has puesto aquí a sacar el vídeo de las vacaciones sin pedir permiso y nadie protesta, conio ya...

CUADERNO DE ROMA (19)






Muy recomendable el Chianti "Roccamena", en el restaurante Tana de Noantri. La "madriguera" de Noantri... A la derecha, según el dibujillo de arriba.




Ahí tuve la revelación (yo, al menos) de ese entrante maravilloso que es la flor de calabaza rebozada, o lo que es lo mismo: Fiori di Zucca fritti.



Pero el mejor Chianti de todos lo probamos en un L'insalatta Ricca, cerca de la Iglesia de Andrea del Valle, en el Largo dei Chiavari: Chianti San Lorenzo. Una maravilla, el santo de Lavapiés alegrándonos en Roma...


¡Y que viva internet y San Google! Un lujo para eso de las fotos que no hiciste...

CUADERNO DE ROMA (18)

Para uno de Málaga en Roma, como ir a las Fuentes del Nilo. El origen de la fritura malagueña, ese rebozado especial, remontando un olor a calamares a la romana hasta dar con su freidora en un arcén del Tíber. Y para mí que eran gitanos los que la manejaban. Como le pasó a Onetti en Uruguay cuando su jefe de redacción lo mandó a toda prisa a recibir en la estación de tren al enviado del "Osservatore Romano"... Y fue un malentendido. El que llegaba era un corresponsal del "Observatore... Rumano".

CUADERNO DE ROMA (17)

Desde el monte Capitolino buscamos sin éxito la Roca Tarpeya. No la encontramos. Normal. Estuvimos todo el rato sobre ella. Una piedra desde la que se arrojaba a los traidores a Roma. Kaput. Precipitación al vacío. Uno menos. La cosa comenzó con la propia virgen vestal Tarpeya, que traicionó a los romanos abriéndoles las puertas del Capitolio a los Sabinos a cambio de las joyas que llevaran sus soldados en el brazo izquierdo, que solían ser brazaletes de oro. Pero la chica lo pidió mal y no especificó: pidió "lo" que llevaran en el brazo izquierdo. En ese malentendido, los desagradecidos sabinos la sepultaron bajo una cascada de escudos (los de defenderse, no los portugueses), que también solían llevar en el brazo izquierdo, y luego la tiraron por el despeñadero que hoy lleva su nombre. Y hay que bajarse de ahí (despacito) para ir al Coliseo, por ejemplo, si quieres ver la propia roca, que hoy en día no es tal, sino un desmonte de narices. Chof.

CUADERNO DE ROMA (16)

Al Papa lo protege un minúsculo y vistoso ejército de oximorones en el Vaticano. Un oxímoron, como soldado o como figura retórica, es temible en lo que tiene de desconcertante. "Viento parado", "salitre dulce", "guardia suiza"... Y en la Piazza Navona, aparte de los encontronazos de piedra entre Bernini y Borromini, la desembocadura de un millón de acuarelas al caer la noche, que es el vender. También un esforzado retratista que lo intentaba con un niño de unos tres años y que no llevaba bien la fase previa del posado, que es el sentado.

viernes, 16 de septiembre de 2011

CUADERNO DE ROMA (15)

Precisamente ayer recogí en la zapatería mis botas tras el viaje a Roma. Cambio radical de suelas después de haber estado en la UVI desde el lunes. A las de Alberti parece que tampoco les fue mucho mejor en las calles romanas. Qué ciudad para el calzado... Por cierto, que lo del "alma garaje, alma garaje inmenso" del verso final, no lo entiendo muy bien... A no ser que se le aplique al término "garaje" su condición restauradora, de espacio para reparar cosas. Entonces sí. Ya te digo. Y a Borromini que le den... por Salieri.

CUADERNO DE ROMA (14)

Dante aparte (prefiero la Comedia Humana de Balzac a la "Divina"), lo de Bernini en Roma ha sido abrumador. El artista más "sobrado" que he tenido la suerte de apreciar en vivo. Grandilocuente, fino, exagerado, minucioso, lírico, apabullante, soberbio, humilde, pendenciero, chulo, inconmensurable, un puto genio. El mármol se hacía vapor entre sus dedos, música de piedra. Y lo que llaman "Columnata de Bernini" en San Pedro, es la broma de hacerle la orla de santo a Dios, la peineta a un remolino o al revés. Bizco te quedas.

CUADERNO DE ROMA (13)

Me dio curiosidad el tal Trilussa y busqué alguna cosa traducida. Va un poema con cierta gracia del amigo, sin haber averiguado quien lo tradijo, lamentablemente...


¿QUÉ ES LA ESTADÍSTICA?

La que hace el recuento general

De los que nacen, van al hospital,

A la curia, a la cárcel o la fosa.

Pero para mí la cosa es más curiosa

Cuando hacen el promedio individual

En el que todo se reparte por igual

Incluso en la población más menesterosa

Y, resulta cierto y sin engaño,

Que según la estadística del año

Te toca un pollo y medio cada mes

Y aún cuando el pollo en tu mesa

Se halle ausente

Entras en la estadística igualmente

Porque hay alguno que se comió tres.


Y porque le hagamos justicia a Belli, un poema tremendo de los suyos, este sí traducido al español (o similar) por García Calvo. Belli escribió lo mejor de su obra en "romanesco", una deriva lúdica del italiano que vendría a ser algo parecido al cheli, la verba de la calle, una jerga populás y barriobajera que tenía su gracia, aunque choque un poco en su versión española.




LA SANTÍSIMA TRINIDAD




"Cá cosa tiene en el mundo su porqué,

hermano", ayer me dijo Fray Simón:

"a un becerro de Judea daban fe:

aquí, a un viejo, un borrego y un pichón.



El viejo es Padrediós con su tupé,

que es uno, cuando dos o tres no son;

Cristo figura de cordero fue,

que se dejó apiolar de mansurrón;



y el pichón quié decirnos que si un tanto

la jaula de la fe se le destapa,

adiós pichón, y allá Espiritusanto;



y luego esos doztrinos de la trapa

corren trás él, a ver si con un canto

le atinan al cogote y no se escapa".

CUADERNO DE ROMA (12)

En lo que nos dejaron ver del puerto de Ostia no apareció el agua en ningún momento. Por los mosaicos con temas marineros que había por todas partes, el agua estaba cerca. O lo había estado. Y que aquello tenía la pinta de haber sido una buena parada para el comercio, el fornicio y la expansión. Muchas capillitas y un cementerio de lo más respetuoso y cuidado, sí, pero tenían su cine, sus burdeles, su lonja, y unos pinares que daba gloria de verlos y pasearlos. Ah, y un espléndido laurel junto al cine que decía antes (vale, el teatro: véase Cuaderno de Roma 5). Los laureles que tanto prodigaban los romanos en coronitas y premios a sus poetas, aurigas y próceres victoriosos... Desde Madrid, damos hoy las gracias al Puerto de Ostia, a los romanos y al laurel mismo por las cinco hojas cinco que robamos y guardamos furtivamente en la guía turística con la ilusión criminal de hacernos unas lentejas a la vuelta. Lentejas imperiales. Qué ricas salieron, "ostia"... Y en lo que respecta a la Puerta de Trilussa, sólo añadir que el lugar se daba cierto aire a la Plaza del 2 de Mayo de Malasaña en su hora feliz más sociable, cordial y digestiva.

CUADERNO DE ROMA (11)

La "impresión" Fontana di Trevi fue la de meternos en un montacargas con una gigantesca tarta de bodas... y los invitados. Preciosismo barroco, pero con una agobiante falta de escala y colocado a dedo, sin mirar. "Pues donde terminaba el acueducto de Virgo, chalao'...". Ya, ya, pero podía haber terminado más pequeñito y en función... La imagen es la de esos niños que juegan con muñecos de diferentes modelos y tamaños en el suelo de su cuarto. En cualquier momento el Neptuno va a comerse a los comanches que le están haciendo la rueda (sin dejar de dispararle con monedas) como si fueran una ración de gambas. Por otro lado, darle las gracias al picaticket de la tumba de Cecilia Metella, que nos dejó resguardarnos a la sombra de su caseta de feria sin cobrarnos un euro. Con barbazas y pendiente, romano de toda la vida.

jueves, 15 de septiembre de 2011

CUADERNO DE ROMA (10)

ZAPATERO vs. CALÍGULA... Y EL CABALLO INCITATUS

Curioseando por ahí, me entero de que Calígula no se llamaba así, sino Cayo Julio César Germánico. Lo de Calígula era un mote. Le venía de cuando su papi, Germánico, lo llevaba a sus guerras en Alemania vestido de soldadín de las legiones romanas... con tres años. Trajeado como un madelman de juguete de la época, de arriba abajo, y sin faltarle un detalle de serie: su casquito, su penachito, su espadita... Los soldados se meaban con el crío y le pusieron el mote de "Botitas". "Caliga", bota romana, sandalia. "Calígula", El Botitas. Como a Zapatero le pusieron "Zapatitos". Ridícula coincidencia en la que supongo ya habrá caído alguien. O no. Ahí lo dejo.




Y más de Calígula, ahora sobre su famoso caballo. Era un caballo español, de carreras, de los 10.000 que importaban cada año los romanos, que no eran tontos. Uno precioso, con casa propia y 17 sirvientes, al que nombró Cónsul de Bitina para cachondearse de sus senadores lameculos. Por abundar en la excentricidad de El Botitas y sus detalles de pirado, la noche antes de cada carrera, se decretaba en toda Roma el voto de silencio y el toque de queda de chitón bajo pena de muerte para que el animalico durmiera como es debido. Ese español de cuatro patas sólo perdió una carrera en toda su lujosa vida de collares y pesebres de marfil. Por supuesto, Calígula ordenó que torturaran lentamente y hasta la muerte a su jockey (auriga, que le decían antes). Un caballo de nombre "Incitatus", que ahí iba yo: en español "Impetuoso". ¿Suena de algo? Sí que suena, y no de hace mucho. El mismo nombre que inspiró a nuestro Calígula gordo y mafioso ya fallecido, Jesús Gil (el del imperio marbellí), para ponerle al suyo "Imperioso". Con un par... Volviendo a los calzados. Va foto de mi zapato en una calzada romana. Concretamente la Via Apia de nuestros amores. Hic et nunc, pisando historia...



Pensar que el mismo gesto de echar el paso ahí lo tuvieron Cicerón, Lucrecio, Suetonio, Tácito, Plauto, Julio César, Augusto, Tiberio... ¡Dios! Ya, ya... Pero piensa que también han echado idéntico pasito Nerón, el propio Calígula, San Pedro Urbanizator, los Borgia, Musolini, Torrebruno...

CUADERNO DE ROMA (9)

Cogimos el Pallatino. El Puente Roto no se puede "coger". No es practicable, el pobre. Fue el primer puente de piedra de Roma, en el 193 a.d.C, y se lo llevó parcialmente una riada en el XVI. Se ve que el ayuntamiento no sabe lo que hacer con él y ahí lo tiene, de "Ponte Rotto". Le toca el mueble a Gallardón y te hace un parque temático del "cascote bonito"... con arco en medio. Qué bochorno, volviendo de Roma, cuando vimos en el Metro unos escombros sin sentido pero detrás de una supervitrina divina de la muerte. Una pastizara para enseñar el vestigio de un revoltijo mineral. Caspa de muralla o viruta de basílica o chantilly de resto de algo. Vergüenza ajena y mala hostia, reflejos en el cristal. Mi dinero sirviendo para "sobredimensionar lo que no se da", el principio motor de la postmodernidad, tan pasada y "desmoderna" hoy día... Otra gilipollez más made in Gallardón. En Roma, ese difuso hallazgo arqueológico megaimportante lo habrían usado de gravilla para espesar hormigón. Y a otra cosa.

CASTING VATICANO DE PECADORAS

En Santa María la Mayor, garabateada arriba, se da una obscenidad parecida a la que disfrutamos en San Pedro. Y también goza el garito de otra peculiaridad compartida que se me había olvidado apuntar en el cuaderno: los selectores de ambiente en las puertas del "cielo". Como porteros de discoteca, pero en litúrgico. Casting de pecadoras. Un par de tiparracos que le hacían la visual a las mujeres y escaneaban sus centímetros de piel descubierta: hombros, escote y piernas, básicamente. Selectores de ambiente, porteros de discoteca, censores, redactores jefes de una revista especializada en la antimateria del porno, salidos al revés, filtros masturbadores como mejillones de los diez mandamientos... y que nadie desee a nadie dentro, ni que se nos empalme ningún santo de lapislázuli. Si la cosa -teta, muslo, lubric shoulder- tenía remedio de opacidad y solución de tachado, le daban a la pecadora un shador cristiano de plexiglás blanco para el tapamiento y una reprimenda tácita "no vengas más así", aunque no se librara del escarnio público delante de toda la cola. ¿Que no tenían remedio las tetas planetarias o los veinte muslos de la señora fiscalizada? Pues no puedes pasar, tía guarra. Hala, a provocar a otra parte con menos pervertidos por metro cuadrado... Saltándose el hecho constatable de que en cualquier burdel de Calcuta hay menos sexo explícito que en el más santo de sus garitos. Con dos cojones y saltándose también lo de que nadie puede ser discriminado por su condición sexual. A la mierda la sociedad civil. Menudos eruditos del ludibrio, los asesores de imagen de Torquemada Fashion. Mi chica pasó las dos pruebas (cachis), San Pedro y Santa María la Mayor, y no hubo lugar a ninguna guerra santa del tipo "¿Qué haces tú midiéndole las tetas a mi novia?" o del tipo "¿Le estás llamando guarra a mi chica por toda la cara y yo me tengo que estar quieto, cucaracha de mierda?", pero me pareció curioso. Tampoco dejaban pasar a los tíos en unas bermudas demasiado fuera borda o a pecho lobo y sin camiseta, por otro lado... Aunque no sé lo que hacen con los efebos post catequistas si les da por querer entrar en misa con una toallita de sauna... ¿Ven a la sacristía a que te revise, Adán, que eres un Adán guapísimo...? Y dos cosas más: la docilidad con que las mujeres se sometían al escrutinio de trata de blancas (les faltaba mirarles la dentición) y el aspecto de damnificadas en una catástrofe que tenían en el interior de la discoteca: un poquito zombies, avergonzadas, tristes, "yo no soy ninguna puta, San Pedro... Qué bonito artesonado todo de oro, pero me acaban de llamar puta..." Por supuesto, las de la manta por encima eran el centro de atención de todos los varones. ¿Cómo podía competir en misterio y glotonería el arte de los Bernini o los Miguel Angel frente a esas suculentas piezas de carnicería con la marca del pecado en el lomo y autentificadas por el mismísimo Vaticano...? Verace putón certificado, que lo dicen los lectores de la Editorial Vaticana. Bocatti di cardinale. Con todo el morro y el tufo a manoseo de la Iglesia de toda la vida. Esa secta pública de perturbados y psicópatas que tanto se esfuerzan por hacerse querer y que les aceptemos tal y como son... de miserables. No sé con cuál de sus encantadoras iniciativas de integración quedarme, si con este casting popular que digo, o con los divertidos confesionarios/urinarios que pusieron este año en el Retiro. En las ferias te plantan el puching-ball con campana y premio: pruebe su musculatura, presuma de pegada, gilipollas... Ellos, sus cosas: cuéntenos porquerías, desnude su alma... Y lo que usted quiera... ¡Caliéntame, perr@...! Angelitos. ¿A nadie se le ocurrió entrar en uno de esos confesionarios confundiéndolo con un puching-ball...? ¡Zaca! Cura campana... Me pierdo.

CUADERNO DE ROMA (8)

En el suelo de esa iglesia hay una piedra de mármol con las huellas de dos pies descalzos, exactamente de un 43. Mármol y dos huellas profundas, como si fuera plastilina. Lo ves en la huella estrellada de un dinosaurio (circa Rioja) y vale: han pasado algunos millones de años y al limo le ha dado tiempo a cristalizar... ¿Cómo cristalizó ese barro en mármol con solo 2.000 años de antigüedad? Una cuestión de fe. A unos kilómetros del lugar, en la Basílica de San Sebastián, las mismas dos huellas catalogadas como las auténticas. Otra cuestión de fe. Aprovecho la ocasión para cagarme en los muertos del conductor del autobús 118 que nos dejó tirados a nuestros medios en la Via Apia, y saludar de paso (nunca más apropiadamente) al camionero que se bajó a mear sin esperarse la aparición mística de dos cristianos, tachán, caminando por el arcén justo donde su propio camión con la puerta abierta y él mismo con la bragueta ídem. Buon giorno per la matina. Menudo respingo de Dios. Pídale usted cuentas al hijoputa del 118. Il farabutto.

CUADERNO DE ROMA (7)

La religión cristiana es un álbum de metáforas y hasta una pizarra de entrenador de baloncesto loco, pero hay que bajar a las catacumbas romanas para apreciar la poderosa convicción de sus comienzos. Hay que bajar a ese espanto de paganos acosados para sentir esa demencial huida (topera) de la realidad. Un frío oscuro, una oscuridad fría, estrecha y multitudinaria, el laberíntico sótano de la casita de juguete del emperador romano de turno. Dos estilos. Dos marcas diferentes. Arriba Lego, abajo Dragones y Mazmorras. Cien mil tumbas en el parking de Via Apia. Una prolija biblioteca de tupperwares de piedra minuciosamente vaciados (bendito sea el turismo civilizado). Abajo, dibujitos de peces, de ovejas... Arriba, dibujitos de uvas (Baco), de lechuzas (Minerva)... Abajo, cuentos de milagros, ventriloquías de un palomo y promesas de una vida "superior" después de la muerte. Arriba, el futuro en las tripas de una paloma, leones con la sonrisa de oreja a oreja, y calamares a la romana aquí y ahora... Los concesionarios de coches de la época tenían los escaparates empañaditos de esclavos, libertos y patricios confusos... ¡Calígula acaba de nombrar cónsul a su caballo! ¡Y los cristianos beben sangre, no te jode...! ¡Lo que tú digas, pero yo no me creo que Mercurio tenga alitas en los tobillos, chaval! ¡Mira quien habla: el que se cree que a la madre de Dios se la ha tirado una paloma...! Llegan a ver al Papa Loco de Prada que tenemos hoy en día y no se lo piensan más.

miércoles, 14 de septiembre de 2011

CUADERNO DE ROMA (6)

Moisés, Moisés... Me acuerdo de un sketch de los Tonechos "al respecto", en la TVG. Le están haciendo una entrevista al propio Moisés por lo de los preparativos de su viaje con los israelitas para salir de Egipto (cuatro por coche), cuando se cruza por delante uno de los trabajadores que hay por allí cerca trabajando en una pirámide. El currito en cuestión lleva una piedra redonda... Redonda total. Para la pirámide. Moisés se le queda mirando, detiene la entrevista con el reportero, y le dice: ¡Eh, ti...! ¡Vas a colocar esa petra por lo carallo...!

CUADERNO DE ROMA (2-4)

CUADERNO DE ROMA (2-3)

CUADERNO DE ROMA (2-2)

Lo tengo que hacer así para el clic de las ampliaciones...

CUADERNO DE ROMA (5)

Después de esa infame (y deliciosa) hamburguesa, el error de comerme un helado bipolar de Nutella y Turrón. El turrón pasaba, pero esa nutella ultradulce comenzó a enlucirme por dentro con aislante de reactor nuclear y sabor a generación nocilla... Veneno frío y grumoso que me emplastó por igual la lengua y el cerebelo: su muñeco desorientado, gracias. Puta nutella. A partir de entonces, siempre Stracciatella. Divina stracciatella...

CUADERNO DE ROMA (4)



Mi animadversión por los curas viene de muy lejos en el espacio y en el tiempo. Ayer murió el cura viejo de Lavapiés, Emilio. "Don Emilio". No me caía mal el hombre. Alguna discusión teológica tirando a amena, con sus cervecitas y todo, y hasta le busqué el libreto de una verbena esquiva, del XIX, con tema en su iglesia de San Lorenzo. El que queda, el segundo de a bordo, es para echarle de comer aparte. Catalán, pesetero y malintencionado, no oculta sus manejos con los pobres analfabetos sudamericanos que le rinden culto. A estos amigos quechuas los alzacuellos los impresionan todavía más que una armadura de Trujillo... Pero lo de San Pedro ya fue el acabóse. La más grandilocuente exhibición porno de la fe que he visto en mi vida. No me extraña el efecto cebollazo que provoca en los incautos que buscan una barandilla religiosa contra el vacío... Hijos de puta, y cómo se sirvieron de los mejores fotógrafos de la época... Un poquito más a la derecha, su santidad, así... A ver la madre, vamos a ponerle pasión, hostia, que tiene a su hijo muerto en brazos, coño... Así, muy bien... Así... ¡No respires, Jesucristo, coño! ¡Estáte a lo que estás!

CUADERNO DE ROMA (3)

Parece que si lo voy publicando poco a poco, la foto sí puede ampliarse en beneficio de la lectura (en su caso) y de la contemplación (siempre arrobada, por informática). Misterios de los protocolos de Blogger... Buen título para una novela apocalíptica.

CUADERNO DE ROMA (2-1)



Es conmovedora esta solidaridad fortuita y aterrada con los italianos, ahora que los gritos que llegan del incendio de la Hélade se escuchan en nuestras terrazas más emputecidas por el comercio y el carpe diem. Los gritos, el olor, el humo... Los alocados griegos asándose a la piedra. Para eso usan los Mercados sus mármoles y sus antaños sin ningún miramiento. Europa se unió frente al Turco (Poitiers, Lepanto). Se unió por los Santos Lugares (las Cruzadas). ¿Nos volverá a juntar una dirección de correo electrónico? ¿Unos dígitos rojos corriendo en un panel? ¿El toldo gris oficina de los Mercados? Y dudo mucho que una rubia bajita y sin cuello nos aglutine en torno. En tornen... Tampoco lo hará un petimetre endiosado con alzas y una novia de boquita en "u". Pas du tout... Los tenderos de cuello alto y colonia de circuito recalentado (ese gremio medieval) nos atacan con Berlusconi y Zapatero de líderes. Un condottiero con el bronce de rayos uva y un abogadillo de provincias al que todavía no se le ha ido la cara de pasmo... Los Estados Pontificios con la armada hasta arriba de curas maricones y la pérfida Albión con su libra a buen resguardo tras los acantilados de Dover... Nos van a dar la de Dios es rating. Zas, en toda la boca.

martes, 13 de septiembre de 2011

CUADERNO DE ROMA















En acuarelas, lápiz y pilot, primera entrega de mis garabateos por la ciudad eterna.


Pobre Roma.
(Si se amplían las páginas -y se me entiende la letra-,


se lee "bastante bien")


¡Se me desastran las ampliaciones

y el propio orden del cuaderno!

-14-9-2011-